domingo, 3 de octubre de 2010

ALGO NUEVO

El proceso de cambio y evolución me llevó a viajar, entre agosto y septiembre, a China, Tíbet y Salt Lake City en Utah (EEUU). El propósito del viaje a China y Tíbet era recoger energéticamente unos códigos de sanación que estaban custodiados por los llamados "Los siete sabios del jardín de bambú", aunque desconocíamos qué códigos eran, dónde estaban guardados y cómo iban a ser transmitidos; lo único que tenia claro era el "sentir" que debía ir y al llegar sabría, y así fue. Uno a uno se fueron desvelando los lugares, los códigos, los sabios y la Amada Maestra Amora Kwan Yin que guió nuestros pasos. Cada lugar, cada código generó un movimiento energético que fue limpiando y liberando nuestro campo energético y de información para poder integrar el nuevo nivel energético, el nuevo nivel de conciencia. Este movimiento me cambió internamente y también externamente. Cambiaron relaciones, cambio mi cuerpo, cambio mi trabajo energético y mi conciencia y todo ello para facilitarme un salto evolutivo.

Al día siguiente de finalizar el viaje a oriente tome un avión a EEUU. La energía cambió por completo pero era, claramente, la continuación del viaje. En Salt Lake City me esperaba una gran sorpresa y estaba guardada en un libro, Las Valkirias de Paulo Coelho. Viaje sóla y disponía del tiempo, la energía y la conciencia para sentir y descubrir aquello que mi Ser guardaba para mi. Era mi espacio, era mi tiempo, era mi momento y estaba totalmente dispuesta a aprovecharlo.
Conecté con la energía del lugar, chamánica, pacífica, limpia, abierta..., los índios, las montañas,.... y obtuve el conocimiento sobre la existencia de los "contratos de derrota" esa energía que nos ha tenido atenazados y prisioneros impidiendo realizar nuestros sueños. La reconocí de inmediato y supe que era la respuesta a mis preguntas, mi Ser me llevó hasta Salt Lake City porque era el lugar apropiado y el momento justo.
Al regresar a casa me esperaban más pruebas y la integración de la experiencia y durante 10 días viví un intenso proceso personal que culminó en el momento en el que transmití por primera vez a otra persona aquello que había recibido y aprendido.
Guíada por el Arcangel Miguel, por los Siete Sabios y por Kwan Yin facilité a otra persona la liberación de sus contratos de derrota y la activación de los códigos de sanación y sentí que este no había sido un proceso más en mi evolución, sino que esta energía era mucho más.
Es el momento energético para que a nivel planetario podamos desprendernos de estos contratos y activar nuestros códigos y manifestar el cielo en la tierra, manifestar en la materia la luz y el amor que somos y hacerlo libremente.
Gracias. Gracias. Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario